MONICIÓN DE ENTRADA

Hoy es un día grande; estamos celebrando el 26 Aniversario de la primera manifestación de la Virgen María, bajo la advocación de Nuestra Señora de los Dolores, en Prado Nuevo (El Escorial), a través de Luz Amparo. Esta fecha (14 de junio), de por sí importante, adquiere mayor relieve porque podemos celebrar, en este día y en este lugar, la Santa Misa por concesión de D. Antonio María, Cardenal-Arzobispo de Madrid. Oremos con fervor al Señor para que escuche nuestras súplicas elevadas al Cielo desde este lugar bendito, donde María Santísima derrama tantas gracias.
Participemos con gozo en la celebración del Sacrificio Eucarístico, que es el mejor modo y el más perfecto para dar gracias a Dios. Pedimos también la intercesión de todos aquéllos que recibieron gracias en Prado Nuevo y que hoy día estarán gozando ya de la patria celestial.
Agradecemos, asimismo, al Sr. Cardenal este permiso, confiando sea preludio de otras concesiones a favor de los peregrinos de Prado Nuevo, quienes somos hijos de la Iglesia, a cuyo servicio queremos permanecer siempre.




PRIMERA LECTURA
No perdonó a su propio Hijo

Lectura de la carta del Apóstol San Pablo a los Romanos: 8, 31b-39

Hermanos:
Si Dios está con nosotros, ¿quién estará contra nosotros? El que no perdonó a su propio Hijo, sino que lo entregó a la muerte por nosotros, ¿cómo no nos dará todo con El? ¿Quién acusará a los elegidos de Dios? Dios es el que justifica. ¿Quién condenará? ¿Será acaso Cristo que murió, más aún, resucitó y está a la derecha de Dios. y que intercede por nosotros?
¿Quién podrá apartarnos del amor de Cristo?, ¿la aflicción?, ¿la angustia?. ¿la persecución?, ¿el hambre?, ¿la desnudez?, ¿el peligro?. ¿la espada?, como dice la Escritura: «Por tu causa nos degüellan cada día, nos tratan como a ovejas de matanza».
Pero en todo esto vencemos fácilmente por Aquél que nos ha amado. Pues estoy convencido de que ni muerte, ni vida, ni ángeles, ni principados, ni presente, ni futuro, ni potencias, ni altura, ni profundidad, ni criatura alguna, podrá apartarnos del amor de Dios manifestado en Cristo Jesús. Señor Nuestro.
Palabra de Dios

6



Salmo responsorial Sal 102, 1-2. 3-4. 6-7. 8 y 10

R./ Bendita Tu entre las mujeres y bendito el fruto de tu vientre

Bendice, alma mía, al Señor,
y todo mi ser a su santo nombre. Bendice, alma mía, al Señor, y no olvides sus beneficios. R.

Él perdona todas tus culpas
y cura todas tus enfermedades; el rescata tu vida de la fosa
y te colma de gracia y de ternura. R.

El Señor hace justicia
defiende a todos los oprimidos; enseñó sus caminos a Moisés
y sus hazañas a los hijos de Israel. R.

El Señor es compasivo y misericordioso, lento a la ira y rico en clemencia.
No nos trata como merecen nuestros pecados ni nos paga según nuestras culpas. R.

7



PRECES

  • Por la Santa Iglesia de Dios, por el papa Benedicto XVI, por nuestro cardenal-arzobispo Antonio María y sus obispos auxiliares, roguemos al Señor.
  • Por la paz de las naciones, para que cese y desaparezca el terrorismo, especialmente en España, roguemos al Señor.
  • Por la Asociación "Virgen de los Dolores", por todos los peregrinos de Prado Nuevo; por Luz Amparo, para que sea confortada en su misión dentro de la Iglesia, roguemos al Señor.
  • Por los enfermos, por todos los que sufren, para que unan sus sufrimientos a la Cruz redentora de Cristo, roguemos al Señor.
  • Por aquellos que estuvieron vinculados a Prado Nuevo en su vida mortal y nos han precedido con el signo de la fe, para que participen un día de la resurrección de los justos, roguemos al Señor.

 

9



PREFACIO IV DE SANTA MARÍA VIRGEN
María, imagen de la humanidad nueva
Este prefacio se dice en la misas de la Santísima Virgen Maria

V./ El Señor esté con vosotros.
R./ Y con tu espíritu.
V./ Levantemos el corazón.
R./ Lo tenemos levantado hacia el Señor.
V./ Demos gracias al Señor, nuestro Dios.
R./ Es justo y necesario

En verdad es justo darte gracias,
Padre santo,
fuente de la vida y de la alegría.

Porque en esta etapa final de la Historia
has querido revelarnos
el misterio escondido desde siglos,
para que así el mundo entero
retorne a la vida y recobre la esperanza.

En Cristo, nuevo Adán,
y en María, nueva Eva,
se revela el misterio de tu Iglesia,
como primicia de la Humanidad redimida.

Por este inefable don
la creación entera,
con la fuerza del Espíritu Santo,
emprende de nuevo
su camino hacia la Pascua eterna.

Por eso nosotros,
unidos a los ángeles y a los santos,
cantamos a una voz



el himno de tu gloria.
PLEGARIA EUCARÍSTICA II

Santo, Santo, Santo es el Señor,
Dios del Universo.
Llenos están el Cielo y la Tierra de su gloria.
Hosanna en el cielo.
Bendito el que viene en nombre del Señor.
Hosanna en el Cielo.

El sacerdote, con las manos extendidas, dice:

Santo eres en verdad, Señor,                                                                           
fuente de toda santidad;

Junta las manos v, manteniéndolas extendidas sobre las ofrendas, dice:

por eso te pedimos que santifiques estos dones
con la efusión de tu Espíritu,

Junta las manos y traza el signo de la cruz sobre el pan y el cáliz conjuntamente, diciendo:

de manera que sean para nosotros
Cuerpo y  †  Sangre
de Jesucristo, nuestro Señor.

Junta las manos.  En las fórmulas que siguen las palabras del Señor han de pronunciarse con claridad,
como lo requiere la naturaleza de estas.


El cual, cuando iba a ser entregado a su Pasión,
voluntariamente aceptada,

Toma el pan y, sosteniéndolo un poco elevado sobre el altar, prosigue:

tomó pan; dándote gracias, lo partió
y lo dio a sus discípulos diciendo:

Se inclina un poco.

TOMAD Y COMED TODOS DE ÉL,
PORQUE ESTO ES MI CUERPO,
QUE SERÁ ENTREGADO POR VOSOTROS.


Muestra el pan consagrado al pueblo, lo deposita luego sobre  la patena y lo adora haciendo genuflexión.
Después  prosigue:



Del mismo modo, acabada la cena,

Toma el cáliz y, sosteniéndolo un poco elevado sobre el altar, prosigue:

tomó el cáliz,
y, dándote gracias de nuevo,
lo pasó a sus discípulos, diciendo:

Se inclina un poco.

TOMAD Y BEBED TODOS DE ÉL,
PORQUE ÉSTE ES EL CÁLIZ DE MI SANGRE,
SANGRE DE LA ALIANZA NUEVA Y ETERNA,
QUE SERÁ DERRAMADA POR VOSOTROS
Y POR TODOS LOS HOMBRES
PARA EL PERDÓN DE LOS PECADOS.
HACED ESTO EN CONMEMORACIÓN MÍA.

Muestra el cáliz al pueblo, lo deposita luego sobre el corporal y lo adora haciendo genuflexión. Luego dice:

Éste es el Sacramento de nuestra fe:

Y el pueblo prosigue, aclamando:

Anunciamos tu muerte,
proclamamos tu resurrección.
¡ Ven, Señor Jesús!


Después ei sacerdote, con las manos extendidas, dice:

Así, pues, Padre,
al celebrar ahora el memorial
de la muerte y resurrección de tu Hijo,
te ofrecemos el pan de vida y el cáliz de salvación,
y te damos gracias porque nos haces dignos
de servirte en tu presencia.
Te pedimos, humildemente.
que el Espíritu Santo congregue en la unidad
a cuantos participamos del Cuerpo y Sangre de Cristo.

Acuérdate, Señor, de tu Iglesia extendida por toda la tierra;
y con el Papa Benedicto, con nuestro Obispo Antonio María

13



y todos los pastores que cuidan de tu pueblo,
llévala a su perfección por la caridad.

Acuérdate también de nuestros hermanos
que durmieron en la esperanza de la resurrección,
y de todos los que han muerto en tu misericordia;
admítelos a contemplar la luz de tu rostro.
Ten misericordia de todos nosotros,
y así, con María, la Virgen. Madre de Dios,
los apóstoles y cuantos vivieron en tu amistad a través de los tiempos,
merezcamos, por tu Hijo Jesucristo,
compartir la vida eterna y cantar tus alabanzas.

Junta las manos.
Toma la patena con el pan consagrado y el cáliz y, sosteniéndolos elevados, dice:

Por Cristo, con Él y en Él,
a ti, Dios Padre omnipotente,
en la unidad del Espíritu Santo,
todo honor y toda gloria por los siglos de los siglos.

El pueblo aclama:

Amén.

14


Señor, me has mirado a los ojos...


ID Y
ENSEÑAD

1.- Sois la semilla que ha de crecer.
sois la estrella que ha de brillar.
sois levadura, sois grano de sal.
antorcha que ha de alumbrar.
Sois la mañana que vuelve a nacer.
sois espiga que empieza a granar.
Sois aguijón y caricia a la vez,
testigos que voy a enviar.

Id, amigos, por el mundo,
anunciando el amor,
mensajeros de la vida,
de la paz y el perdón.
Sed, amigos, los testigos
de mi Resurrección.
Id llevando mi presencia.
; Con vosotros estoy!


2.- Sois una llama que ha de
encender
resplandores de fe y caridad.

16

Sois los pastores que han de guiar
al mundo por sendas de paz.
Sois los amigos que quise escoger,
sois palabra que intento gritar.
Sois reino nuevo que empieza a
engendrar
justicia, amor y verdad.

Id, amigos, por el mundo...

3.- Sois fuego y savia que vine a
traer,
sois la ola que agita la mar.
La levadura pequeña de ayer
fermenta la masa del pan.
Una ciudad no se puede esconder,
ni los montes se han de ocultar.
En vuestras obras que buscan el bien
los hombres al Padre verán.

Id, amigos, por el mundo...



Salve a la Madre Dolorosa de Prado Nuevo

 

CANTO4

 

2) Catorce de Junio,

la Virgen pidió

aquí en Prado Nuevo,

CAPILLA EN SU HONOR.

 

3) Prado Nuevo suena:

¡Misterio, rumor!

Da paz, quita pena;

Es LA VOZ DE DIOS.

 

4) Madre, tus dolores

queremos pensar

y nuestros amores

a Ti consagrar.

 

5) En verde pradera

la Virgen nos da

Flor de primavera

AMOR, UNIÓN, PAZ.

6) Reverdece el Prado

con fresco verdor

porque lo ha regado

Madre, tu dolor.

 

7) Al celeste Padre

te guía, mortal

Dolorosa Madre

en el Escorial

 

8) La Virgen florece

en El Escorial

y un mundo amanece

espiritual.

 

9) Su amor, su clemencia

nos ofrece Dios;

haced penitencia,

haced oración.



MARIA2